Naciones Unidas designó en su Resolución 40/202 el primer lunes de octubre de cada año como el Día Mundial del Hábitat, con el propósito de dedicar este día a reflexionar sobre el estado de nuestros pueblos y ciudades y el derecho básico de todos a una vivienda adecuada. Este día también tiene por objeto recordar al mundo que todos tenemos el poder y la responsabilidad de dar forma al futuro de nuestras ciudades y pueblos.

El Día Mundial del Hábitat es, además, una excelente oportunidad para poner de relieve las cuestiones clave de los asentamientos humanos. Cada año, ONU-Habitat pide a sus socios en el gobierno central, los gobiernos locales, la sociedad civil, el sector privado y los medios de comunicación a participar en la organización de actividades para crear conciencia y estimular el debate sobre el tema seleccionado del año.

En el pasado año 2014, el tema elegido por ONU-Habitat fue 'Voces de los barrios vulnerables', y buscó dar voz a las personas que residen en estos barrios para mejorar la calidad de sus condiciones de vida, además de:

  • Crear conciencia sobre las condiciones de vida en los barrios marginales.
  • Desarrollar procesos y herramientas en defensa de la memoria histórica de las personas que han vivido y viven en los barrios pobres.
  • Demostrar, a través de historias reales, a los tomadores de decisiones en el ámbito urbano que los programas de mejora de barrios marginales pueden lograr mejores condiciones de vida y mayores impactos económicos y sociales para sus habitantes.
  • Compartir experiencias sobre mejoras de barrios marginales entre ciudades de todo el mundo.
  • Contribuir a un diálogo político que se centre en la amplia gama de temas relacionados con la integración de la vida del barrio marginal en la ciudad.
  • Identificar la formulación de políticas, así como temáticas de generación de en los que el sistema de la ONU y, en particular, ONU-Hábitat pueden contribuir de manera sustanciosa.
  • Identificar las principales partes interesadas en la mejora de barrios marginales y la vivienda adecuada y participar activamente en las discusiones ulteriores.
  • Contribuir a las discusiones sobre la Agenda post-2015 y la Conferencia Hábitat III.

Programa de la Jornada

Menú general