El estudio informativo del tramo Madrid-Oropesa de la LAV a Extremadura estará listo en menos de un año desde su adjudicación

  • El pasado viernes se publicó en el BOE la licitación del nuevo estudio informativo del tramo Madrid-Oropesa, con lo que se cumplen los compromisos adquiridos por el ministro de Fomento el pasado mes de julio
  • El estudio informativo se someterá a información pública y ambiental en el último trimestre de 2018, trámites necesarios para su aprobación definitiva
  • Las obras de la nueva plataforma de alta velocidad entre Plasencia y Badajoz estarán finalizadas en 2019 y las de electrificación del tramo en 2020

lunes, 28 de agosto de 2017

El Ministerio de Fomento mantiene el objetivo para la conclusión de las obras de la Alta Velocidad a Extremadura mediante una nueva plataforma de alta velocidad entre Plasencia y Badajoz en 2019, lo que permitirá la puesta en servicio con trenes de tracción diésel. Asimismo, el tramo quedará electrificado en 2020 para hacer posible la circulación de trenes de tracción eléctrica.

Con el fin de garantizar la ejecución de esta infraestructura, se han consignado en los Presupuestos Generales del Estado 1.015 millones de euros hasta 2020.

Licitación del estudio informativo Madrid-Oropesa

El pasado viernes, 25 de agosto, el Boletín Oficial del Estado publicó la licitación de un nuevo estudio informativo del tramo Madrid-Oropesa. Este hito responde al compromiso adquirido el pasado 13 de julio por el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, en Talavera de la Reina.

El estudio, que estará listo en menos de un año una vez se adjudique, se someterá a información pública y medioambiental en el último trimestre de 2018 para posteriormente solicitar al MAPAMA (Ministerio de Agricultura, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente) la Declaración de Impacto Ambiental, paso necesario para que pueda aprobarse definitivamente el estudio.

Durante su visita en Talavera, el titular de Fomento se comprometió a trabajar para que la adjudicación de este contrato fuera antes de finalizar este año y explicó que la intención de su Departamento es que a finales de 2018 estuviera lista la información pública.

El proceso de información pública y medioambiental a la que se somete este estudio consta de dos meses de alegaciones. A partir de ahí, el Ministerio elabora la contestación a estas alegaciones y el documento correspondiente, por lo que ese trámite puede llevar en torno a cuatro meses desde el inicio de la información pública. Y es a partir de ese momento cuando se enviaría al Ministerio de Medio Ambiente para que emita la oportuna declaración de impacto ambiental.

De la Serna avanzó, además, que se trabajaría para adelantar los plazos, licitando la redacción de los proyectos constructivos, con objeto de que, en el momento en que esté superada la tramitación ambiental, se comience de manera inmediata con la redacción de los proyectos.

Menú general