Eventos de Aviadoras

A lo largo de estos cien años de vida del transporte aéreo que este año de 2019 se celebra, la presencia de la mujer ha sido cada vez mayor. La participación de la mujer en todas las actividades civiles y sociales a lo largo de estos años ha ido tomando protagonismo, y el transporte aéreo no podía ser lógicamente una actividad ajena a este devenir sin tener en cuenta su notable y decidida aportación.

Alrededor del grupo AVIADORAS, se concentra el entusiasmo femenino por el vuelo aportando otras visiones y sensaciones a unas actividades tradicionalmente ejecutadas por el hombre.

Aviadoras es un proyecto dedicado a las mujeres dedicadas a la aviación que nace de la Asociación Española de Pilotos (AEP).

Dentro de los actos del centenario de Transporte Aéreo, una jornada aeronáutica de gran belleza plástica está programada que se celebre el próximo 15 de septiembre en el aeródromo de Cuatro Vientos en Madrid, promocionada por este colectivo que celebra su tercer aniversario y apoyada por el Ministerio de Fomento a través dela Dirección General de Aviación Civil.

Está previsto en la Jornada aeronáutica, además de difundir el papel de la mujer en la aviación, que se celebren exhibiciones en vuelo de los aviones de la Fundación Infante de Orleans, de la patrulla de acrobacia aérea del Ejército del Aire, Patrulla Águila, y del equipo español de acrobacia aérea, entre otras más.

A continuación, se hace una breve reseña de las entidades que directamente hacen posible la realización de esta jornada.

Aviadoras

Aviadoras es un proyecto dedicado a las mujeres dedicadas a la aviación que nace de la Asociación Española de Pilotos (AEP).

Actualmente solo el 3% de los pilotos del mundo son mujeres. En España en concreto, en SEPLA hay afiliadas aproximadamente 200 aviadoras frente a los más de 5.000 pilotos afiliados. Esto supone un 3,5 %.

Uno de los objetivos es dar voz y visibilidad a la mujer en aviación. Crear comunidad y fomentar la igualdad y equilibrio entre hombres y mujeres en aviación.

Fomentar la conciliación y potenciar el acceso de la mujer a la profesión desde una educación temprana.

Actualmente solo el 3% de los pilotos del mundo son mujeres. En España en concreto, en SEPLA hay afiliadas aproximadamente 200 aviadoras frente a los más de 5.000 pilotos afiliados. Esto supone un 3,5 %.

Las actividades de Aviadoras abarcan desde la formación (cursos y seminarios), charlas en colegios, mentoring, actividades de difusión cultural, conferencias, proyectos de investigación, eventos, hasta la difusión de la cultura aeronáutica y el papel de la mujer en el desarrollo de la aviación a través de la web de Aviadoras, la revista Mach82, newsletters, redes sociales y otros medios de comunicación externa.

Un poco de historia del Aeródromo de Cuatro Vientos

El 11 de enero de 1911, una comisión militar propone al Ministerio de la Guerra la adquisición de uso de terrenos en Cuatro Vientos para la instalación de una escuela de pilotos. El 12 de marzo, aterriza el primer aeroplano en Cuatro Vientos, procedente de Ciudad Lineal, pilotado por el primer ciudadano español en posesión de una licencia de vuelo, el Sr Loigorry.

En el invierno de 1911, comienzan las obras de construcción de los diversos edificios del aeródromo que concluyen en marzo de 1912 con la instalación de otro hangar y destacando la construcción en 1914 de la torre de mando y control, siendo la más la más antigua de España.

En 1929, se creó al este del aeródromo de Cuatro Vientos y lindando con él un aeródromo particular, perteneciente a la familia Loring. En noviembre de 1947, se estableció aquí el Real Aeroclub de España, RACE.

En febrero de 1936, se autoriza a Cuatro Vientos como aeropuerto alternativo de Barajas y comienza a funcionar como aeropuerto nacional a todos los efectos.

Durante la guerra civil, el aeródromo es utilizado como base de escuadrillas de caza y bombardeo del gobierno republicano. Tras la conclusión de la guerra, permanece en Cuatro Vientos la Sección de Estudios y Experiencias, que se englobará dentro del Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial (INTA), a finales de la década de 1940. La Escuela Superior Aerotécnica se transforma en Academia Militar de Ingenieros Aeronáuticos y, años después, en Escuela de Transmisiones.

A principios de la década de 1970, cuenta el aeropuerto con una pista denominada 10-28 (1.200 metros de largo por 30 de ancho), una calle de rodaje paralela y otra pista paralela de terreno natural compactado, de 1.650 metros por 75. En julio de 1971, Madrid-Cuatro Vientos queda abierto al tráfico nacional e internacional de pasajeros, en condiciones de vuelo VFR.

En diciembre de 1975, se prolonga la pista en 300 metros, con lo que alcanza una longitud de 1.500 metros. Se inician, además, las obras para la nueva torre de control y un pequeño edificio terminal. El campo de vuelos queda, de este modo, formado por una pista de vuelos pavimentada con orientación 10-28 de 1.500 metros de longitud y 30 de anchura. Existe, además, una pista no pavimentada, de terreno natural, que es de uso y competencias exclusivos de la base aérea

Actualmente en su recinto se encuentra ubicado el Real Aeroclub de España y la Fundación Infante de Orleans.

Fundacion Infante de Orleans

La Fundación Infante de Orleans, (FIO), es un organismo sin ánimo de lucro ubicado en el Aeródromo Cuatro Vientos con el objetivo de la conservación del patrimonio aeronáutico de España principalmente por medio de aviones históricos en condiciones de vuelo, así como la muestra de dicho material por medio de un museo y exhibiciones en vuelo.

La FIO tiene un calendario fijo de exhibiciones el primer domingo de cada mes (excepto enero y agosto), en el citado aeródromo, que se compaginan con colaboraciones con diversos festivales y eventos relacionados con el mundo de la aviación.

El origen de la FIO está en el año 1984, cuando algunos miembros del Aeroclub José Luis Aresti decidieron formar la Sección de Aviones Históricos dentro del mismo. Algunos años más tarde, en 1989 esta sección se escindía del aeroclub para formar una fundación independiente que recibiría el nombre de Infante de Orleans. Se eligió a este personaje por ser un distinguido piloto y apasionado de la aviación que apoyó la aeronáutica en España hasta su fallecimiento.

Un año más tarde del establecimiento de la fundación, en 1990 la FIO eligió el Aeródromo de Cuatro Vientos como sede de sus operaciones por ser el aeródromo para operaciones de tráfico aéreo de Aviación General, estar en Madrid y ser la sede del Museo de Aeronáutica y Astronáutica de España.

La Fundación Infante de Orleans (FIO) tiene un calendario fijo de exhibiciones el primer domingo de cada mes (excepto enero y agosto), en el citado aeródromo, que se compaginan con colaboraciones con diversos festivales y eventos relacionados con el mundo de la aviación.

Entre otros reconocimientos, la fundación ha sido premiada con el diploma de honor de la Federación Aeronáutica Internacional

Real Aero Club de España

Los aeroclubes, con su cotidiana y entusiasta labor junto con la dedicación de sus asociados y directivos han colaborado y continuarán haciéndolo para lograr que el universo aeronáutico, en cualquiera de sus múltiples formas, llegue a la gran masa del público que se siente atraído por la atracción del aire, y sobre todo por volar en él.

El Real Aero Club de España se fundó, el 18 de mayo de 1905 siendo su primer presidente de honor SM el Rey Don Alfonso XII.

Fue en Francia donde se creó el primer Aero Club, el 20 de octubre de 1898, al crearse el Aero Club de Francia, por iniciativa del fundador en 1895 del Automóvil Club de Francia, que fusionó al grupo aeronáutico del automóvil club con el club aerostático, quedando constituido formalmente por Decreto de la Prefectura de París el 9 de enero de 1899.

Más adelante, otros países siguieron el ejemplo francés, el 18 de mayo de 1905 se inauguró oficialmente el Real Aero Club de España, cumplidos los trabajos preparatorios y solventados los trámites obligados y reglamentarios, y siendo su primer presidente de honor SM el Rey Don Alfonso XII.