La ministra de Fomento asiste al acto de puesta en servicio de la Ronda Exterior VA-30 en el tramo entre las autovías A-11 y A-62

  • Completa un gran arco de circunvalación por el sur y este de Valladolid.
  • En estos 13 kilómetros de autovía se han invertido 124,26 millones de euros.

La ministra de Fomento, Ana Pastor, ha asistido hoy al acto de puesta en servicio de la autovía VA-30, Ronda Exterior Este a Valladolid, entre la Autovía del Duero (A-11) y la Autovía de Castilla (A-62). El tramo que se pone en servicio es el tercer y último tramo de la Autovía VA-30 que completa la nueva circunvalación desde la A-62 (P.K. 114) hasta la misma A-62 (P.K.129). De esta manera se crea una infraestructura moderna y de alta capacidad para circunvalar Valladolid.

Actualmente, la red viaria de Valladolid presenta una estructura radial formada por varias vías estatales de largo recorrido como la Autovía de Castilla A-62 de Burgos a Portugal, la carretera N-122 de Zaragoza a Portugal y la N-601 de Madrid a León, y carreteras autonómicas como la autovía A-601 a Segovia, la CL-610 a Medina del Campo, la carretera VA-140 a Tórtoles de Esgueva y la carretera VA-113 de Valladolid a Cabezón de Pisuerga.

La nueva ronda VA-30 permitirá separar el tráfico de largo recorrido del resto de la circulación, disminuyendo el tráfico de la actual Ronda Interior VA-20, que cuenta con intersecciones reguladas por semáforos y que repercutirá en una conducción mucho más cómoda, segura y veloz. Además, contribuirá a mejorar la fluidez de la circulación en las infraestructuras viarias existentes y facilitar la movilidad en el alfoz de Valladolid, lo que beneficiará tanto a sus habitantes como a las actividades de comercio, distribución e industria que se asientan en el entorno en polígonos como el de San Cristóbal o la fábrica de automóviles Renault. Se espera que el tramo de la VA-30 abierto hoy llegue a captar en torno a los 20.000 vehículos diarios.

El presupuesto de obra de este tramo de autovía asciende a 106,07 millones de euros, cantidad que sumada a la inversión en la redacción del proyecto, al importe estimado de las expropiaciones y al coste de la asistencia técnica para el control y vigilancia de la obra arroja una inversión total de 124,26 millones de euros.

Características técnicas

Se trata de un tramo de autovía de nuevo trazado de 13,04 Km comprendido entre la Autovía del Duero (A-11) y la Autovía de Castilla (A-62) y discurre por los términos municipales de Valladolid, Santovenia de Pisuerga, Cabezón de Pisuerga, Cigales y Fuensaldaña.

El trazado comprende la ejecución de 3 enlaces completos:

  • Enlace de Renedo: Es un enlace de tipología diamante con glorieta central a nivel con la carretera de Renedo VA-140.
  • Enlace de Cabezón de Pisuerga: Es un enlace de tipología diamante con glorieta central a nivel con la carretera de Cabezón de Pisuerga VA-113.
  • Enlace Autovía de Castilla A-62: Es un enlace de tipología de trompeta que está situado al final del trazado y conecta la Autovía VA-30 con la Autovía de Castilla A-62.

Además, la actuación incluye la remodelación de los enlaces de Cabezón de Pisuerga y de Cigales situados en la Autovía de Castilla A-62 en los P.K. 112 y P.K. 117 respectivamente, y la ejecución de dos ramales del enlace inicial (enlace de San Cristóbal).

La sección tipo del tronco de la autovía está formada por dos calzadas separadas, una por sentido de circulación, con dos carriles de 3,50 m cada una, arcenes exteriores de 2,50 m e interiores de 1,00 m, y separadas por una mediana de 14 m de anchura que contempla una posible reducción a 7 metros si fuese necesaria la ampliación de un tercer carril por sentido.

La autovía dispone de 11 viaductos, 4 pasos superiores y 7 pasos inferiores. Entre los primeros destaca el viaducto metálico mixto de 250 metros sobre el río Pisuerga y el viaducto con tableros continuos de tipología mixta en el enlace de la autovía A-62. Del resto se distinguen las dos pérgolas sobre la Variante Este Ferroviaria, cuatro viaductos con tableros de vigas artesas y tres viaductos con tableros continuos de hormigón pretensado (río Esgueva y enlaces de Renedo y Cabezón).

El tramo dispone de las obras de drenaje transversal constituidas por marcos prefabricados de hormigón armado necesarias para desaguar las aguas de escorrentía de las áreas y cuencas adyacentes a la autovía. A su vez, la red de drenaje longitudinal incluye todos los elementos necesarios para evacuar las aguas de lluvia de la plataforma y taludes de la autovía.

La actuación incluye la reposición de los servicios afectados relativos a gas, redes telefónicas, riego, líneas eléctricas, oleoductos, saneamiento y abastecimiento y la señalización, balizamiento y defensas propia de una autovía de estas características.

Finalmente la obra incluye la reposición de varias carreteras y caminos agrícolas, vías de servicio de la autovía A-62 y un área de descanso.

Integración ambiental

Entre las medidas de prevención y corrección del impacto ambiental llevadas a cabo destacan:

  • Revegetación de los taludes de terraplenes y otras superficies baldías empleando tierra vegetal, hidrosiembras y plantaciones de especies autóctonas de árboles y arbustos.
  • Instalación de vallas de cerramiento en la autovía para dificultar la entrada de fauna y escapes en el cerramiento para la que haya podido penetrar. Adaptación de obras de drenaje al paso de la pequeña fauna.
  • Seguimiento y control arqueológico de los movimientos de tierras.
  • La instalación de pantallas acústicas en las zonas más sensibles al ruido.

La inversión en estas medidas de integración ambiental ha sido de 2,7 millones de euros.

Área: Ambito geográfico: