Mañana, 28 de octubre

Air Nostrum comenzará los vuelos de las Obligaciones de Servicio Público en las rutas aéreas Badajoz-Madrid y Badajoz-Barcelona

  • La compañía Air Nostrum resultó adjudicataria del contrato que garantizará la prestación del servicio, consistente en 11 vuelos de ida y vuelta semanales entre Badajoz y Madrid (2 frecuencias al día de lunes a viernes y una frecuencia diaria los domingos) y de 4 vuelos de ida y vuelta semanales entre Badajoz y Barcelona

El Ministerio de Fomento y la compañía aérea Air Nostrum formalizaron, el pasado 16 de octubre, el contrato referente a las Obligaciones de Servicio Público (OSP) en las rutas aéreas Badajoz-Madrid y Badajoz-Barcelona, estando previsto que empiece a operar   mañana, 28 de octubre de 2018, fecha de inicio de la temporada de invierno.

Con el comienzo de los vuelos se permitirá que Badajoz cuente con unas conexiones aéreas adecuadas con Madrid y Barcelona a lo largo de todo el año, alcanzando los 11 vuelos de ida y vuelta semanales entre Badajoz y Madrid (dos frecuencias al día de lunes a viernes y una frecuencia diaria los domingos -excepto agosto-) y una oferta mínima de 54.000 asientos al año, y cuatro vuelos de ida y vuelta semanales entre Badajoz y Barcelona, con una oferta mínima de 20.000 plazas.

En el caso de la ruta entre Badajoz y Madrid, la primera frecuencia deberá llegar al aeropuerto de Badajoz a primera hora de la mañana y salir desde este aeropuerto inmediatamente después. La segunda frecuencia, así como la del domingo, partirá de Madrid a media tarde, con el vuelo de vuelta saliendo desde Badajoz a última hora de la tarde.

Con esta distribución se pretende facilitar que los pasajeros puedan volar entre Badajoz y Madrid, y volver a ambas ciudades, en el mismo día.

El contrato también garantiza la disponibilidad de un abanico de precios contenidos durante todo el año, permitiéndose también la existencia de tarifas promocionales en condiciones ventajosas. Así, la tarifa de referencia para cada una de las rutas, en los trayectos de ida, queda establecida en 90 euros para el caso de Madrid y en 110 euros para Barcelona (excluidas las tasas).

Las tarifas máximas en cada ruta no podrán superar las de referencia en más de un 25 por 100, pero si la compañía vende estas tarifas, tendrá que ofertar también tarifas promocionales mucho más asequibles, lo que beneficiará al conjunto de los ciudadanos. Estas tarifas además no podrán imponer condiciones restrictivas salvo que su nivel sea, al menos, un 20 por 100 inferior al de referencia.

Para el seguimiento de ambas rutas, se prevé la constitución de una comisión mixta en la que participarán ambas Administraciones.

Mediante este modelo de colaboración entre administraciones, se pone de manifiesto la prioridad que desde el Ministerio de Fomento se otorga a la movilidad de nuestros ciudadanos y la cohesión territorial.

Área: Ambito geográfico: